Añadir foto o vídeo Editar la receta

Croquetas de pollo

Tiempo: + de 2h

Dificultad: media

8 personas

Estilo: mediterránea

Croquetas de pollo

Ingredientes

  • leche1 L
  • margarina200 gr
  • harina100 gr
  • pollo150 gr
  • queso parmesano150 gr
  • nuez moscada
  • pan rallado
  • harina
  • huevo
  • aceite de oliva y sal
Compra los ingredientes en tu supermercado

Preparación

Para hacer las crouetas empezaremos preparando la bechamel. Para ello ponemos la margarina en un cazo a fuego suave y cuando esté derretida añadimos la harina, un poco de sal y removemos. Dejamos un par de minutos a fuego suave para que se fría bien. Obtendremos una masa cremosa que se llama roux. Entonces retiramos el cazo del fuego y comenzamos a echar la leche poco a poco, removiendo con una varilla. Es importante que la leche esté bien caliente para no hacer grumos.

Volvemos a poner el cazo al fuego a fuego medio y echamos el queso parmesano rallado y el pollo troceado en trocitos pequeños. Para el pollo puedes utilizar restos de un asado o de un cocido (receta "Sopa de cocido de pollo"), o si no puedes coger una pechuga y freírla.

Añadimos un poco de nuez moscada rallada y removemos bien para que se mezclen los ingredientes. Corregimos el punto de sal y dejamos que hierva suavemente la bechamel durante unos minutos conforme le damos vueltas con la varilla.

Cuando ya esté lista la retiramos del fuego y la dejamos templar. Luego la metemos al frigorífico durante unas horas para que se ponga la masa algo más dura y podamos hacer los fritos con más facilidad. Conviene tapar la masa con un trozo de film plástico en contacto con la masa para que no cree costra.

Cuando ya esté fría la masa la sacamos del frigorífico y comenzamos a dar forma a los fritos. Ponemos sobre la mesa un poco de harina, un poco de pan rallado y batimos un par de huevos en un plato. Con la ayuda de las manos bien enharinadas y un par de cucharas, vamos cogiendo trozos de masa, pasándolos por la harina y dándoles la forma de la croqueta. Entonces los pasamos por el huevo y por el pan rallado.

Cuando hayamos preparado todos los fritos volvemos a meterlos en el frigorífico un par de horas para que vuelvan a coger frío, ya que si los hacemos en este momento, sobre todo si la masa es fina, los fritos se nos abrirán en el aceite.

Cuando estén frío ponemos en una sartén abundante aceite a calentar y vamos echando los fritos con cuidado, dándoles vueltas para que cojan un tono doradito. Entonces los sacamos y los dejamos escurrir sobre papel de cocina.

Galería de fotos

La historia de esta receta

En vez del pollo o del queso parmesano puedes utilizar también otros ingredientes como picadillo, pimientos rojos picados, taquitos de jamón, etc.

Cuanto más rato tengamos la bechamel al fuego más densa será luego la masa de los fritos y más fácil podremos trabajar con la masa para hacerlos, aunque también hay que tener en cuenta que los fritos estarán más finos si la masa no es demasiado densa. Otra forma de conseguir masa más gordita es utilizando más harina al hacer la bechamel.

Añade un comentario

Entra en Kukers

Login Entra con tu usuario
olvidé mi contraseña

...entra con tu cuenta de Facebook
Conect with Facebook
o si te va lo clásico... ¡Regístrate ahora!

0 comentarios

Receta de la semana

Taboulé

Taboulé

2743 visitas

2 chapeau!

12 guardadas ListadoCategorias

Ver todas las recetas destacadas »

Feed de recetas

Suscríbete a todas las recetas que los usuarios añaden a Kukers

Síguenos en Twitter


Únete a Facebook